II Seminario Iberoamericano sobre Derechos Humanos y Juventud

La Organización Iberoamericana de Juventud (OIJ) realizó la segunda edición del Seminario Iberoamericano sobre Derechos Humanos y Juventud, que contó con la participación de jóvenes representantes de organizaciones de derechos humanos, representantes de ministerios de justicia y de relaciones exteriores e investigadores relacionados a la temática de los derechos humanos.

El II Seminario Iberoamericano sobre Derechos Humanos y Juventud, que fue organizado por la Organización Iberoamericana de Juventud y cuenta con el apoyo de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), la Comisión Andina de Juristas (CAJPE), el Instituto de la Juventud de España (INJUVE) y el Instituto Nacional de la Juventud del Ministerio de Desarrollo Social, se realizó en Montevideo, entre el 31 de marzo y el 4 de abril, en la sede de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID).

El cierre de la capacitación estuvo a cargo del Director de la Oficina de la Organización de Estados Iberoamericanos-Mercosur en Uruguay y Coordinador Regional del Instituto Iberoamericano de Educación en Derechos Humanos (IIDH), Magíster Ignacio Hernaiz; y del Inspector General de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), Doctor Juan Andrés Roballo.

El Director de la Oficina de la OEI-Mercosur en Uruguay y Coordinador Regional del IIDH, Magíster Ignacio Hernaiz, expresó que “la OEI lleva trabajando con la educación desde hace más de sesenta años, apostando a ella como una posibilidad de transformación y desarrollo, de generar en los niños y en los jóvenes la posibilidad de que el día de mañana tengan una participación activa y comprometida con la sociedad, y con las transformaciones que nuestros pueblos necesitan. Ahí aparece la dimensión de la educación de los derechos humanos”.

Además, afirmó que “el sistema educativo y la educación en derechos humanos promueve la participación, el debate y la pluralidad. Educar en derechos humanos tiene como principal objetivo generarle al alumno un sentido de libertad, de compromiso y de sensibilidad a los problemas de nuestro tiempo”.

Hernaiz hizo hincapié en la labor del Instituto Iberoamericano de Derechos Humanos (IIDH), que “formó durante muchos años a través de materiales didácticos sobre la educación para el nivel primario y secundario. En este sentido, abordó temas desde una perspectiva integral, tales como la paz, democracia, la cuestión de los valores, derechos humanos y vida social, definición de los derechos humanos, derechos humanos para grupos específicos, derechos de las mujeres y de las minorías, entre otros”.

El Director culminó valorando que “los derechos humanos y la educación están vinculados intrínsecamente. Una escuela debe ser una comunidad educativa que aprende y que reflexiona y donde se asegura plenamente el derecho a investigar y a expresarse, el derecho a divertirse, a estudiar, a trabajar y a cumplir con los deberes que conllevan esos derechos. De este modo, esa escuela será un espacio de formación para el futuro de jóvenes y de ciudadanos comprometidos”.

Por su parte, el Inspector General de Trabajo del MTSS, Doctor Juan Andrés Roballo, se refirió al mundo del trabajo de los jóvenes y de los derechos humanos, indicando cuáles son los cometidos del área que preside. “La Inspección de Trabajo controla el cumplimiento de la normativa salarial, para que se cumplan los laudos de los Consejos de Salarios, para velar por la salud y el medio ambiente de los trabajadores, y asegurar la generación de herramientas concretas desde el punto de vista normativo”.

Roballo se refirió a las condiciones de acoso en el mundo del trabajo y a su legislación, explicando que en el Ministerio se han abocado a visibilizarlo “además del acoso sexual o laboral también hemos contribuido a evidenciar la discriminación por opción sexual diferente, por ser afrodescendiente o por razón de género”.

“En los últimos años la inequidad se ha reducido, pero todavía no estamos conformes. Las expresiones de inequidad en el mundo del trabajo se dan esencialmente hacia los afrodescendientes, las mujeres y los jóvenes, ya que tienen más dificultades para acceder a empleos de calidad o a los mismos sueldos que el resto”, informó.

Derechos Humanos y Juventud

Esta formación estuvo dirigida a funcionarios y personal técnico de organismos oficiales de juventud, especialistas e investigadores relacionados con las temáticas del seminario, representantes de ministerios de justicia y de relaciones exteriores y de otras instituciones públicas con competencias en estas materias, y  representantes de organizaciones de derechos humanos de nivel local y nacional.

El objetivo general de este encuentro fue ofrecer un espacio de debate y reflexión sobre los principales derechos que afectan los jóvenes de la región, en consonancia con el proceso de aplicación de la Convención Iberoamericana de Derechos de los Jóvenes, haciendo incidencia en temas como la violencia, el principio de no-discriminación y la igualdad de género.

Los contenidos que los seminaristas abordaron en esta oportunidad fueron la situación y perspectivas de la población juvenil en Iberoamérica; la promoción y protección de los Derechos Humanos en Iberoamérica y en estado actual y las perspectivas de la Convención Iberoamericana de Derechos de los Jóvenes (CIDJ).

Además, abordaron las estrategias de políticas públicas de juventud para fortalecer el proceso de implementación de la CIDJ; los derechos humanos, violencia, cultura de paz y juventud; y el principio de no- discriminación, como derecho de los jóvenes, entre otros temas referidos a la igualdad de género.

En el marco de la VIII Conferencia Iberoamericana de Ministros y Responsables de Juventud realizada en la Ciudad de Lisboa, Portugal, en agosto de 1998, la OIJ puso en marcha el proceso de elaboración de la Carta Iberoamericana de Derechos de los Jóvenes, la misma que, con el nombre de Convención Iberoamericana de Derechos de los Jóvenes, entró en vigor el 1° de marzo de 2008, constituyéndose en el primer tratado internacional de derechos humanos dirigido a la población joven.

Desde entonces, la OIJ ha mantenido una estrategia institucional orientada al fortalecimiento de la perspectiva de derechos aplicada a las acciones políticas dirigidas a mejorar la calidad de vida de las y los jóvenes de la región, favoreciendo su desarrollo integral y otorgando las garantías suficientes para que las nuevas generaciones logren desempeñar su rol como actores estratégicos de transformación social que permita poner fin a la desigualdad, la injusticia y la exclusión.

 

Principal OEI

OEI - Uruguay