Gerardo Caetano: “su lucha no sabe de pasado, sabe de futuro”

El Centro de Estudiantes de la Facultad de Derecho de la Universidad de la República realizó en el Paraninfo de la Universidad una Jornada de Reflexión a 42 años del Golpe de Estado en Uruguay, en la que le entregó el título de Socia Honoris Causa a la Presidenta de las Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto. La Oficina de la Organización de Estados Iberoamericanos-Mercosur en Uruguay a través de la coordinación regional del Instituto Iberoamericano de Educación en Derechos Humanos acompañó la iniciativa.

El encuentro contó con la participación de la Presidenta de las Abuelas de Plaza de Mayo Estela de Carlotto, de los Historiadores Gerardo Caetano e Isabel Wschebor, la Presidenta de la Institución Nacional de Derechos Humanos y Defensoría del Pueblo (INDDHH) Mirtha Guianze, del Secretario de Asuntos Universitarios del Centro de Estudiantes de Derecho, Agustín Cedrés, y el Coordinador del PIT-CNT Edgardo Oyenart, entre otros. 

Estela de Carlotto agradeció la distinción del Centro de Estudiantes de Derecho, aludió a los 38 años de lucha junto a las Abuelas de Plaza de Mayo y destacó que “el espacio más profundo de nuestra lucha es la juventud. Las Abuelas nos preocupamos por la juventud. Las Abuelas nos transformamos en leonas para luchar, pero somos como todas las mujeres de Latinoamérica que luchan todos los días”.

“Tenemos mucha confianza en el pueblo uruguayo, porque sabemos que es tan luchador como el pueblo argentino, somos hermanos, venimos de la misma Historia. Nuestros héroes son los mismos. Fíjense cómo estamos, contra viento y marea, defendiendo esos países. Estamos recuperando nuestra armonía, valorando el decidir por nosotros mismos, el tener una cultura propia y no una foránea y nuestra identidad”, señaló.


Con respecto a los nietos buscados en Uruguay, indicó que les queda hallar a tres  y destacó a Macarena Gelman como un símbolo de lucha, “que viaja mucho porque se siente de un lado y de otro, para defender desde el lugar en el que está estas democracias. Esos son nuestros ejemplos, nuestras guías y tranquilidad. Nos podemos morir tranquilas, si ustedes, los jóvenes, están de pie, porque son el presente, pero también el futuro de nuestros países”, enfatizó.

El Historiador Gerardo Caetano reflexionó acerca de que “quienes afirman que si se busca la verdad hay que sacrificar la justicia, el caso uruguayo es un ejemplo particularmente radical de hasta qué punto si se quiere luchar por la verdad, hay que luchar por la justicia, ya que no son bienes intercambiables”.

Para Caetano no hay memoria si no se da lugar a la verdad y a la justicia. “Esta es la enseñanza para América Latina y en esto Uruguay está muy retrasado, tan retrasado que aún hoy tenemos que pugnar contra la teoría de los dos demonios, proveniente de los lugares más insólitos. Todavía hoy hay quienes reivindicándose como combatientes, de un lado y del otro, quieren representar al conjunto de la sociedad y conseguir un supuesto monumento a la paz con el metal de las armas con las que lucharon”. El académico rechazó categóricamente la iniciativa, ya que a su entender esta no representa a la sociedad civil.

“Conmemorar los 42 años del Golpe de Estado mucho más que con nuestros padres, tiene que ver con nuestros hijos y nietos, y vaya si lo sabe Estela, que justamente liderando una lucha de las fundamentales es uno de los principales embriones de futuro. Su lucha no sabe de pasado, sabe de futuro”, concluyó.

 

Principal OEI

OEI - Uruguay