Luces para Aprender inició segunda etapa en la Laguna de Rocha

La Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), UTE y la Fundación Elecnor, con el apoyo de la Intendencia Departamental de Rocha y el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP) del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), realizaron una visita a “La Cocina de la Barra”, ubicado en la Laguna de Rocha, que es llevado adelante por las mujeres que componen la Asociación de Pescadores de Lagunas Costeras de Rocha (Apalco). La iniciativa, enmarcada en el inicio de la segunda etapa del Programa Luces para Aprender, promovió la instalación de un equipo de energía renovable en este emprendimiento gastronómico comunitario.

La instalación de este equipo que funciona a base de energía solar, fue realizada por técnicos de Montelecnor. El panel permitirá a las familias que integran Apalco, fortalecer su emprendimiento gastronómico que cuenta con un creciente flujo de visitantes sobre todo en los meses de verano. Asimismo, podrán desarrollar de un modo más sustentable y profesional el trabajo que realizan en esta área protegida.

La visita, que se desarrolló el 1° de marzo, contó con la presencia de autoridades del Presidente de la UTE, Ingeniero Gonzalo Casaravilla; del Director de la UTE, Walter Sosa; Rosa León, Gabriel Adámoli y Juan Molinelli en representación de Elecnor; María Cecilia Laporta y Ximena Lagos, técnicas de la Asociación de Pescadores de Lagunas Costeras de Rocha (Apalco); José Luis Olivera, Alcalde de La Paloma; Lucía Bartesaghi, Directora del SNAP; Héctor Caymaris, guardaparques del Paisaje Protegido Laguna de Rocha del SNAP; Antonio Graña, Director de la División de Ordenamiento Territorial de la Intendencia de Rocha; Magdalena Ardans, Especialista de Programas de la OEI y Coordinadora de Luces para Aprender en Uruguay; y el Director de la Oficina de la OEI-Mercosur en Uruguay, Ignacio Hernaiz, entre otras autoridades departamentales.

En esta oportunidad, OEI, UTE y Fundación Elecnor entregaron un diploma de reconocimiento a las mujeres que llevan adelante desde hace dos años el proyecto comunitario y que forman parte de Apalco, que reúne a pescadores, pescadoras y a sus familias. Una de las fortalezas de este lugar reside en la frescura de los productos que ofrecen, ya que las propias familias son las que aportan la pesca del día para ser comercializada en La Cocina de la Barra.

Durante la visita también se inauguró el mural realizado en febrero por el artista Guillermo Villa en una de las paredes del lugar. Por su parte, Ana Prada y Patricia Kramer brindaron un recital a quienes asistieron a celebrar y a compartir con La Cocina de la Barra y sus familias, y cantaron algunas canciones que el público les pidió como “Zamba por vos” de Alfredo Zitarrosa.

Cecilia Laporta aseguró que el objetivo principal del proyecto gastronómico es reivindicar los sabores locales y la forma de cocción desarrollada por esta comunidad de pescadores que vive en la Laguna de Rocha desde hace más de 100 años.

Por su parte, el Presidente de la UTE, Gonzalo Casaravilla, recordó que conoce a esta comunidad de pescadores desde hace muchos años, y valoró la fortaleza del apoyo interinstitucional que permitirá realizar un seguimiento y mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

Ignacio Hernaiz manifestó su satisfacción por la concreción de esta iniciativa y agradeció el particular aliento y empuje aportado por las autoridades de la OEI, encabezada por su Secretario General, Doctor Paulo Speller; del Director de la UTE, Walter Sosa; y de Jorge Ballester, Director de la Fundación Elecnor.

“Seguiremos acompañándolos en la dimensión educativa, turística y cultural. Debemos recordar que los derechos son de todos los ciudadanos y hacen a la esencia de la democracia. Con este programa garantizamos el derecho a una educación de calidad. Si la comunidad se reúne ahora a ver televisión o cine estamos promoviendo el acceso a la cultura. Para nosotros esta es una batalla de derechos. Nuestras armas no son ni explosivos ni armas químicas, son las ideas, los libros, los paneles solares, los molinos de viento, y seguiremos trabajando con mucho amor y entusiasmo desde esa perspectiva”, expresó.

La segunda etapa del Programa Luces para Aprender tiene como objetivo la reubicación de paneles solares que habían sido previamente instalados en escuelas rurales cuando carecían de energía y conectividad, previo a la llegada de la electricidad.

Con los equipos remanentes de las escuelas a las que ha llegado el tendido eléctrico, también se dotará de energía a algunas familias de los escolares de estos centros educativos, y a proyectos específicos, como el apoyo a emprendimientos comunitarios y otros relacionados a la difusión y pedagogía del uso de las energías limpias.

Además, se está trabajando en la instalación de aulas laboratorio de energías renovables en la sede de la Universidad Tecnológica en el departamento de Durazno y en otros puntos estratégicos del interior del país, que serán de carácter didáctico y de divulgación científica.


Noticia Agencia EFE:

https://www.goo.gl/Pw98aL)

https://www.dailymotion.com/video/x5dmnix)


Principal OEI

OEI - Uruguay